ALGUNOS CONSEJOS PARA TENER UNA SALUD DE HIERRO QUE NO DEBERÍAS PERDERTE

Gozar de una buena salud no es un trabajo de un solo día. Lo ideal es que llevemos una vida llena de hábitos saludables que nos ayuden a cuidarnos casi sin darnos cuenta. Hoy se conmemora el Día Mundial de la Salud y para celebrarlo, queremos contarte algunos consejos con los que te sentirás cada día mejor. ¡No te los pierdas!

El agua, manantial de la buena salud

Bebe agua incluso antes de tener sed. El agua debería ser el primer nutriente de cualquier lista. Purifica, limpia y refresca tu organismo. Sus efectos sobre el cuerpo son tan relevantes que los especialistas recomiendan beber entre 2 y 3 litros de agua al día.

Fija los horarios de tus comidas

Si sabemos cuándo es la próxima vez que comeremos, también sabremos que cada vez queda menos para que llegue. Es un truco muy efectivo para evitar la tentación de picar entre horas, por ejemplo.

Sigue una dieta equilibrada

En nuestro país, tenemos la suerte de contar con la dieta mediterránea, una de las más sanas del mundo. Llenar tus plan semanal de comidas con una buena mezcla de legumbres, frutas, verduras, pescado y carnes poco grasas y con un alto contenido nutricional (pollo, pavo, jamones y lacones magros) hará que siempre te sientas bien.

Controla tus caprichos

Darse un homenaje de vez en cuando no está nada mal. Pero para gozar de la robustez que todos queremos, debemos controlar nuestros caprichos. Si tienes hambre entre horas, por ejemplo, lo mejor es elegir alimentos sanos. Nuestra gama de productos Sano, sano puede ayudar a cuidarte.

Reduce los azúcares y los cereales refinados en tu dieta

Muchas de las cosas que comemos están llenas de azúcares añadidos (bollos, pasteles, galletas…) y cereales refinados (pan, arroz, pasta…). En su lugar, es importante aumentar el consumo de alimentos integrales para equilibrar tu dieta.

Planifica 30 minutos de ejercicio al día, 5 días a la semana

Para tener una buena salud no hace falta apuntarse al gimnasio ni hacer mucho ejercicio ni de forma muy intensa, solo necesitas ser constante. Tu cuerpo se irá acostumbrando y te sentirás cada día más ágil.

Duerme bien para sentirte bien

El sueño (o la falta de él) es uno de esos problemas a los que no les damos mucha importancia. Sin embargo, una buena salud también depende de cómo descansamos. Lo ideal es que siempre procuremos dormir entre 7 y 9 horas al día. Es mano de santo, lo prometemos.

Cuida tu estado de ánimo

Como decían los romanos, Mens sana in corpore sano. Tener buena salud también significa tener la mente en forma. Por eso no debemos descuidar nuestro estado de ánimo. Tener una vida social activa y distraernos de manera sana es tan bueno para el cuerpo como la propia alimentación.

Y si tienes algún hábito desaconsejable, deshazte de él

Casi no hace falta que lo mencionemos, pero para tener una salud de hierro lo mejor es dejar de fumar y moderar el consumo de alcohol. Así evitaremos un gran número de enfermedades asociadas a estos malos hábitos.

¡Esperamos que estos consejos te ayuden a celebrar el Día Mundial de la Salud! Nosotros ya hemos empezado a seguirlos y los resultados empiezan a ser muy buenos.

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *