PLANES DE ADELGAZAMIENTO ¿SON EFICACES Y SEGURAS LAS DIETAS MÁGICAS?

Las dietas mágicas más demandadas son las dietas de adelgazamiento. Éstas, olvidando los principios básicos que debe tener una buena dieta para perder peso (aportar menos energía que la necesaria suministrando la cantidad recomendada de nutrientes y siendo apetecible para el paciente, junto con una adecuada actividad física), se caracterizan porque intentan justificar su eficacia con fundamentos diferentes a la deficitaria ingesta calórica, siendo ésta última la principal razón de la pérdida de peso.

Igualmente, dado que no aportan las proporciones recomendadas de nutrientes, a menudo tienen consecuencias negativas a largo plazo. El “efecto rebote” o “efecto yo-yo” es también muy frecuente en estas dietas, y consiste en recuperar rápidamente el peso perdido al abandonar la dieta.

Además de lo mencionado, es importante subrayar que cualquier buena dieta de adelgazamiento debe enseñar hábitos de alimentación saludables, cosa que tampoco logran las dietas mágicas.

Existen dietas mágicas de adelgazamiento de todo tipo. La forma más común de clasificarlas es según la razón a la que atribuyen su éxito, según la cual encontramos los siguientes subgrupos.

Dietas hipocalóricas desequilibradas

Son dietas con un aporte de energía muy bajo, y que además, son nutricionalmente desequilibradas. Entre ellas encontramos la dieta de los días alternos, la dieta détox, la dieta de la Clínica Mayo, la dieta Gourmet, la Cura Waerland o la dieta Cero o ayuno terapéutico, entre otras.

Dietas disociativas

Estas dietas clasifican los alimentos según su contenido en macronutrientes y no permiten combinaciones entre estos dentro de la misma comida. Así, aunque no se limita la ingesta calórica, acaban siendo dietas deficitarias en energía. Dentro de este grupo, las más conocidas son la dieta disociada de Hay, la dieta de Montignac, la antidieta o la dieta de Rafaella Carra.

Dietas excluyentes

Son las que suprimen la ingesta de algún nutriente. https://www.viagrapascherfr.com/viagra-contre-indications/ En dietas como la de Atkins, la Dukan o la de South Beach, por ejemplo, se eliminan los hidratos de carbono, consiguiendo una dieta cetogénica. Otras como la dieta del Dr. Haas o la de Ornish son ricas en carbohidratos, pero deficitarias en proteínas y grasa. El régimen de Scardale o la dieta de Hollywood, entre otras, son ricas en proteínas y no contienen hidratos de carbono ni grasa. Finalmente dentro de este grupo también se encuentra la dieta paleolítica, que consiste en ser una dieta rica en verduras, frutas, alimentos de origen animal y pobre en azúcares y granos procesados.

Dietas psicológicas

Utilizan tácticas psicológicas para conseguir la reducción de peso. Las más representativas son la dieta de los Weight watchers, la dieta mental o la psicodieta.

Otras

En este grupo se incluyen todas las dietas que, si bien no encajan con los criterios que definen a las anteriores, también prometen bajar de peso sin ningún fundamento científico. Entre ellas encontramos las monodietas (consisten en consumir un solo tipo alimento), las dietas líquidas (consumo exclusivo de bebidas) o las “dietas sin fundamento” (son aquellas sin ninguna base racional). Otra dieta sin ningún fundamento científico es la dieta de la sonda, que consiste en una solución salina a través de una sonda nasogástrica.

Dado que todas estas dietas están al alcance de gran parte de la población (se encuentran en internet, en folletos publicitarios, revistas…), su creciente atractivo puede suponer un importante problema de salud pública. Por eso, hay que tener una actitud crítica y desconfiar de toda dieta que encaje en las características citadas.

Asimismo, antes de decidir modificar nuestros hábitos alimentarios, merece la pena acudir a un dietista-nutricionista que pueda diseñarnos una dieta saludable adecuada a nuestros gustos y características individuales.

Referencias bibliográficas

  1. Fundación Española de la Nutrición. Dietas mágicas y su “efecto yo-yo”. [citado 10 de febrero de 2017]. Disponible en: http://www.fen.org.es/blog/?p=317
  2. Varela Mosquera G, Núñez Martín C, Moreiras Tuny O, Grande Covián F. Dietas y productos milagro. Madrid: Gráficas Jomagar S.L.; 2009

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *