, ,

RECETAS FÁCILES Y RICAS PARA COCINAR CON NIÑOS (EDICIÓN CHOCOLATE)

Hoy es el Día del Chocolate y para celebrarlo, hemos elegido dos recetas riquísimas, sencillas, divertidas y muy chocolateadas para preparar con los peques de la casa cuando tengáis un rato de ocio. Estas ideas pueden serviros para la merienda de un día cualquiera o para una celebración especial. Lo que está claro es que os va a encantar cocinarlas casi tanto como coméroslas.

¡Y por cierto! No te pierdas las otras recetas para cocinar con niños que hemos publicado últimamente aquí, aquí o aquí.

CUCHARAS DE CHOCOLATE

Ingredientes

  • 180g de chocolate de calidad. El que más os guste.
  • Virutas de colores, chips de chocolate,  jelly beans, confeti comestible… U otros ingredientes para decorar.

También necesitaremos:

  • 24 cucharas de plástico de colores.
  • Una bandeja de horno forrada con papel de horno.
  • Espátulas o libros para apoyar y nivelar las cucharas.

Elaboración

Primero colocamos las cucharas de plástico en una bandeja de horno forrada con papel vegetal y las apoyamos con una espátula de goma o un libro para nivelarlas a la hora de rellenarlas de chocolate.

Calentamos un poco el chocolate en un recipiente para el microondas o al baño María. Cuando tres cuartos del chocolate esté derretido, lo retiramos y lo removemos hasta que se derrita por completo. ¡Así no nos quemamos!

Con una cuchara rellenaremos de chocolate fundido el 80% de capacidad de las cucharas de plástico. Fijaos en que estén bien niveladas para que no se nos desborden. Después, solo tenemos que dejar volar nuestra imaginación para decorarlas con virutas de colores, chuches, chips de chocolate o cualquier ingrediente decorativo para darle color y alegría. 

Lo ideal es dejar reposar el chocolate un ratito antes de decorarlas para que la decoración no se funda o se hundan en la cuchara. Después, dejaremos enfriar la bandeja en el congelador o en la nevera alrededor de unos 20 minutos. Y… ¡a comer!

CAKE BALLS DE CHOCOLATE Y FRESAS

Ingredientes

  • 200g de bizcocho de chocolate (o 2 magdalenas o muffins de chocolate, por ejemplo).
  • 1 cucharada sopera de leche condensada.
  • 100g de chocolate blanco.
  • 100g de chocolate negro.
  • Fideos de chocolate, almendras, confeti comestible… para decorar.

Elaboración

Para empezar, desmenuzamos el bizcocho hasta hacerlo migas. La idea es que quede casi como una tierra. Después, lo mezclamos con la leche condensada hasta que quede moldeable para que podamos hacer nuestras bolitas de cake pops.

Debemos formar las bolitas del mismo tamaño, como de un bocado, y las vamos poniendo sobre una bandeja. Después, fundimos los chocolates en el microondas o al baño maría, como en la receta anterior y bañamos las bolitas. 

Una vez bañadas y antes de que solidifique el chocolate del todo, decoramos con fideos de chocolate, confeti comestible o cualquier otro ingrediente que le dé color a nuestras bolas. ¡Alegría, alegría!

Una vez que hayamos terminado, las metemos en el congelador durante una hora para que se compacten los cakes pops. Si queréis también podemos conservarlos permanentemente en el congelador y servirlos helados. ¡Parecerán pequeños bombones helados y estarán deliciosos! O si lo preferís, también podemos probar a clavarles un palito y tomarlos en forma de chupa-chups de chocolate. ¡Siempre son un bocado delicioso!