LOMO DE CERDO; UN PLACER EN TU DIETA.

blog_tello_recetas289

Hoy en Tello queremos repasar una de las partes del cerdo más habituales en nuestros hogares, el Lomo de cerdo. Para aquellos que aún anden despistados, el lomo de cerdo se encuentra junto al espinazo y bajo las costillas del cerdo y se componen de dos piezas de forma cilíndricas.

El Lomo de cerdo es considerado el corte y la parte más magra del cerdo junto con el solomillo y la paleta.
Una carne es considerada magra cuando contiene menos de un 10% de grasa, semigrasa cuando hablamos de entre un 10 o 20% y cuando el porcentaje es superior ya hablamos de carne grasa. En el caso del lomo de cerdo hablamos de carne magra ya que solo dispone, aproximadamente de un 2% de materia grasa.

Cuando hablamos de ese 2% en el lomo de cerdo, cabe destacar que la grasa del cerdo es una de las mejores dentro de las grasas animales, pese al pensamiento de la sociedad, cambiante por momentos respecto a este tema. Casi el 50% de ésta es monoinsaturada, del tipo ácido oleico, ¿No os suena? Mucho en común con la del aceite de oliva. Entre sus virtudes, demostradas científicamente por otro lado, tiene el elevar el colesterol bueno (HDL) y bajar el malo (LDL), dispone de un alto aporte de nutrientes con proteínas de alto valor biológico, minerales y vitaminas, que hacen de la carne de cerdo una de las mejores desde el punto de vista nutricional.

En la industria cárnica el lomo de cerdo es quizás el producto derivado del cerdo con más penetración en los hogares españoles, ya que son muchas sus utilidades en cocina, puede ser cocinado en salsas, para bocadillos, a la plancha y además, su precio es asequible en el mercado.
Como poco, podríamos decir que el lomo es uno de los mejores placeres del cerdo presente en todos los hogares, un producto sano, equilibrado y dispuesto a nuestra creatividad culinaria.

Nosotros en Tello, llegado el buen tiempo, el sol y disfrutando de la calle y los amigos, optamos por el lomo en montaditos, junto con una cerveza bien fresquita en una terraza con buena compañía. A la pimienta, roquefort, serranito… ¿Cómo lo prefieres tú?

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *